Viernes, 20 Abril 2018
UNRIC logo - Español

La ONU en su idioma!

"El terrorismo representa la negación y destrucción de los derechos humanos", dice António Guterres, Secretario General de la ONU

António Guterres, Secretario General de la ONU

(16 Noviembre) El Secretario General de la ONU António Guterres, durante una conferencia en la Escuela de Estudios Orientales y Africanos de la Universidad de Londres, afirmó que: "El terrorismo es, básicamente, la negación y destrucción de los derechos humanos y la lucha contra éste nunca tendrá éxito si consiste en perpetuar el mismo rechazo y la misma destrucción”. 

Guterres declaró que: "Nada puede justificar los ataques indiscriminados contra la población civil, la destrucción gratuita de vidas y medios de subsistencia, y la generación del pánico como objetivo en sí mismo". De tal manera, hizo énfasis, en más de una ocasión, en que no hay excusa alguna para el terrorismo. 

Así mismo, agregó que en la actualidad ningún país es inmune al terrorismo, lo que implica que éste se ha convertido en un peligro sin precedentes para la paz,  la seguridad y el desarrollo internacional. Aún así, quiso recalcar que: "El terrorismo no debe asociarse a ninguna religión, etnia o raza". 

El Secretario General sugirió cinco prioridades fundamentales de la lucha contra el terrorismo. En primer lugar, afirmó que es indispensable una cooperación internacional contra el terrorismo mucho más enérgica. En segundo lugar, mencionó la necesidad constante de prestar atención a la prevención. A continuación, estableció que: "La defensa de los derechos humanos y el estado de derecho es la manera más segura de evitar un círculo vicioso de inestabilidad y resentimiento". Como cuarta prioridad habló de "ganar la batalla de las ideas", a lo que agregó: "Debemos hacer frente a los mensajes de odio con la inclusividad, la diversidad y la protección de las minorías y las personas vulnerables". Finalmente, estableció que la quinta prioridad es "divulgar la voz de las víctimas del terrorismo". 

Para terminar con su intervención, Guterres hizo un llamado final a todos los dirigentes mundiales a implementar no solo medidas de seguridad, sino también educación y cohesión social, con el fin de "conseguir que los jóvenes se alejen de las falsas ilusiones y se conviertan en ciudadanos de ideas esclarecidas e ilustradas".