Miércoles, 18 Octubre 2017
UNRIC logo - Español

La ONU en su idioma!

Día Internacional contra los Ensayos Nucleares

rsz featured image index

29 Agosto - Desde que en Julio de 1945, como culminación del ‘Proyecto Manhattan’, se llevó a cabo el primer ensayo nuclear en el desierto de Alamogordo, Nuevo México, se han realizado casi unas 2000 pruebas de este tipo. Estos ensayos han causado daños a algunos de los pueblos más vulnerables y de los ecosistemas más prístinos del mundo.

Si bien antes la posesión de armas nucleares se consideraba como una muestra de sofisticación científica y poderío militar, tanto la reflexión retrospectiva como la historia nos han mostrado las consecuencias trágicas del uso de este tipo de armas y de sus ensayos, generando muerte, destrucción y un enorme impacto medioambiental a través de la radiación. El instrumento internacional que pondría fin a todas las formas de ensayos nucleares sería el Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (TPCE) que, desafortunadamente, no ha entrado en vigor todavía debido a un número insuficiente de países con capacidad nuclear que han firmado y ratificado el Tratado.

Por ello, y con la convicción de que se debe hacer todo lo posible para poner un fin a los ensayos nucleares,  2 de diciembre de 2009, la Asamblea General aprobó por unanimidad la resolución 64/35 declarando el 29 de agosto Día Internacional contra los Ensayos Nucleares. La resolución, propuesta por la República de Kazajstán, conmemora la clausura del polígono de ensayos nucleares de Semipalatinsk el mismo día de agosto de 1991. La creación de este día internacional tiene como objetivo alentar a las Naciones Unidas, los Estados Miembros, las organizaciones intergubernamentales y no gubernamentales, las instituciones académicas, las redes de juventud y los medios a concienciar, informar y advocar sobre la necesidad de la prohibición de los ensayos nucleares para lograr un mundo más seguro.

En esta línea, el Secretario General de la ONU, Antonio Guterres, ha emitido un comunicado con motivo del Día Internacional contra los Ensayos Nucleares en el que urge a los Estados que no han firmado aún el Tratado a ratificarlo para que así entre en vigor el TPCE, ya que debido al clima de crispación que existe hoy en día en ciertas regiones del mundo la necesidad de una prohibición jurídicamente vinculante es urgente. “Durante casi 20 años ha existido una norma mundial contra los ensayos nucleares basada en las moratorias unilaterales voluntarias. Aplaudo esta medida de contención, pero no es suficiente. La continuación de los ensayos nucleares realizados por la República Popular Democrática de Corea demuestra que ni siquiera la norma más sólida puede sustituir a una prohibición jurídicamente vinculante”, añadió el Secretario General.