Jueves, 14 Diciembre 2017
UNRIC logo - Español

La ONU en su idioma!

Día Mundial de la Asistencia Humanitaria

rsz 465006

18 Agosto - Durante el año pasado, 130 millones de personas se encontraban bajo la necesidad de asistencia humanitaria para su supervivencia y protección. A nivel mundial, más de 65 millones de personas han sido desplazadas por un conflicto, la violencia o la persecución. Más de 20 millones de personas, entre ellas 1,4 millones de niños, están al borde de la hambruna en Nigeria, Somalia, Sudán del Sur y el Yemen. Al mismo tiempo, en la comunidad internacional existe un creciente sentimiento de fatiga, e incluso de resignación, al abordar el sufrimiento de los civiles en los conflictos. 

Los conflictos se cobran la vida de muchas personas en todo el mundo. Atrapados en guerras que no han causado, millones de civiles se ven obligados a esconderse o huir para salvar sus vidas. Los niños dejan la escuela, las familias abandonan sus hogares y las comunidades se despedazan, mientras el mundo no hace lo suficiente para detener ese sufrimiento. Por su parte, los trabajadores sanitarios y humanitarios, que ponen sus vidas en peligro para atender a las víctimas de la violencia, se convierten cada vez más en objetivo de los ataques.

El 19 de agosto de 2003, el atentado terrorista contra las dependencias de las Naciones Unidas en Bagdad acabó con la vida de 22 personas, entre ellas, Sergio Vieira de Mello, representante de la Organización en Iraq. Cinco años más tarde, en 2008, la Asamblea General aprobó una resolución declarando el 19 de agosto Día Mundial de la Asistencia Humanitaria. Desde entonces, cada año, la comunidad humanitaria organiza campañas mundiales para conmemorar este día y concienciar acerca de la seguridad de los trabajadores humanitarios, así como de la supervivencia, el bienestar y la dignidad de las personas afectas por las crisis.

Este año, con motivo de la celebración de este día mundial, las organizaciones humanitarias se reúnen para reiterar una vez más que la población civil atrapada en un conflicto no debe ser objetivo de los ataques. Esta campaña sirve de continuación al Informe del Secretario General sobre la Protección de Civiles, publicado en 2016, en el que traza su camino para la protección, pide que se respeten el derecho internacional humanitario y los derechos humanos, así como la protección de los civiles, incluidos los trabajadores humanitarios y sanitarios, y las obras públicas.